Apariencias |
  en  
Hoy es jueves, 22 de junio de 2017; 6:15 PM | Actualizado: 20 de junio de 2017
Búsqueda de artículos
título
autor
Artículos en esta sección: 471 | ver otros artículos en esta sección »
Página
El infinito rumor del agua
Jesús Dueñas Becerra , 27 de junio de 2008

El cantante, compositor y escritor Amaury Pérez Vidal es el autor de la obra El infinito rumor del agua, publicada por Ediciones Unión (La Habana, 2007), y prologada por la escritora y periodista Marilyn Bobes.

En las casi doscientas páginas de esa novela, el destacado intelectual cubano convence al lector —con pruebas fehacientes— de que domina al pie de la letra los “secretos” de ese controversial género literario, donde se mueve con la misma libertad que el “petirrojo” (avecilla que el autor utiliza como símbolo para evocar en la memoria poética de los personajes principales los momentos bellos y emocionantes de su azarosa “vida”); y por otra parte, que sabe acariciar —con la suavidad de la seda— las fibras íntimas del homo sapiens…, involucrarlo afectivamente en la acción dramática y generar en él la risa o el llanto, la alegría o la tristeza, según las circunstancias.

Ese poema en prosa, narrado en primera persona, es un hermoso canto al amor y la amistad, percibidos por José Martí como “[…] el sol y el crisol de la vida”, respectivamente, ya que describe la cálida relación espiritual que desde la más temprana infancia establecen Gertrudis —protagonista y relatora— y Gretel, quienes en plena adolescencia se ven obligadas a separarse abruptamente por contingencias existenciales que ningún humano puede evitar…, pero sin perder de vista el hecho de que ser “amigas del alma” implica —entre otras “complicidades”— afinidad, ayuda mutua, bondad, confianza, sinceridad, ética y humanismo; sólidos lazos que solo Tanatos puede interrumpir, pero no cortar como por arte de la peor magia.

Ese libro, “escapado” del yo poético-literario de su autor, se estructura en cinco partes: Preludio (I); Lento pesante (II); Andante (III); Allegro ma non troppo (IV); Finale (V), así como en diecinueve capítulos que “atrapan” al lector y le nutren —¡y de qué forma!— el intelecto y el espíritu.

Recomiendo la lectura de El infinito rumor del agua, de Amaury Pérez Vidal, a quienes se dejen seducir, según la colega Marilyn Bobes, “[…] por su encanto discreto […], la sencillez y [la] poesía del lenguaje y la originalidad de una historia que, por qué no decirlo, habla directamente al corazón”. 

Jesús Dueñas Becerra , 2010-03-26
Jesús Dueñas Becerra , 2010-01-15