Apariencias |
  en  
Hoy es miércoles, 16 de octubre de 2019; 4:18 PM | Actualizado: 16 de octubre de 2019
Búsqueda de artículos
título
autor
Artículos en esta sección: 7258 | ver otros artículos en esta sección »
Página

La causa de todos los males

Jesús Dueñas Becerra, 16 de marzo de 2018

La causa de todos los males, del psicólogo y sacerdote cubano, padre Marciano García Hernández (1934-2017), es el título del ensayo publicado por Ediciones Vivarium, y presentado por el doctor Pedro Pablo Rodríguez, Premio Nacional de Ciencias Sociales, en el capitalino Centro de Estudios Martianos (CEM).

Las palabras de apertura estuvieron a cargo de la doctora Ivette Fuentes de la Paz, directora de la Cátedra de Estudios Vivarium del Centro Cultural Padre Félix Varela. La también prologuista de dicho volumen reseñó la fecunda trayectoria intelectual del padre Marciano (como era conocido en el medios eclesiásticos y fuera de él), quien era —además— poeta, profesor, periodista y escritor de altos quilates, con varios libros y numerosos artículos publicados en revistas culturales cubanas y foráneas. 

En su puntual intervención, el profesor titular de la Universidad de La Habana e investigador titular del CEM explicó al auditorio la génesis de ese texto, que trata —entre otros temas de palpitante actualidad— los disímiles males que azotan a la sociedad contemporánea y al hombre de nuestros días.

Tanto es así que, de no adquirir plena conciencia del peligro que corre la humanidad, esta podría desaparecer como consecuencia directa de la ambición, la envidia, el doble rasero (o doble moral), los conflictos bélicos entre las naciones (guerras desencadenadas por ese afán morboso que le da prioridad al tener sobre el ser), la acumulación de riquezas materiales en poder de una élite privilegiada, en detrimento de la pobreza de la mayoría, la desigualdad abismal que existe entre ricos y desfavorecidos de la fortuna, así como la negativa de los poderosos a distribuir las ganancias entre los trabajadores que llenan las arcas con capital que envilece a los primeros y lesiona la dignidad humana de los segundos.

El doctor Pedro Pablo Rodríguez analizó —in extenso— cada uno de los 11 capítulos en que se estructura esa obra, devenida un aldabonazo de alerta para evitar la destrucción ecológica y moral del planeta en que nos ha tocado vivir, amar, crear y soñar, porque el autor estaba consciente de que «un mundo mejor y más justo es posible».

Según el estudioso de la vida y la obra del más universal de los cubanos, La causa de todos los males no solo destaca el daño generado por tales aberraciones sociales y humanas, sino que también propone fórmulas concretas para ponerle fin —de una vez y por todas— a esa grave situación que deteriora a la sociedad humana actual y convierte al hombre en enemigo acérrimo del hombre; fórmulas basadas —fundamentalmente— en los idearios martiano y cristiano, concluyó. 

K-milo 100fuegos criollo como las palmas
Francisco Blanco Hernández y Francisco Blanco Ávila
Casa de cuentos para niños
Inés Casañas
Enlaces relacionados
Reforma constitucional
Decreto No. 349
Editorial Letras Cubanas
Editoriales nacionales
Editorial Capitán San Luis