cabezal
                             INICIO     PRÓLOGO    AUTORES
fondo
Cien poetas

DULCE MARÍA LOYNAZ
(1902-1997)

Gran dama de las letras cubanas del siglo XX, posee una destacadísima obra en prosa, entre la que sobresale Jardín (1951), que ella catalogó como "novela lírica". Sin embargo, la Loynaz es singular en las atmósferas elegíacas, como testimonia su (sin duda) mejor poema "Últimos días de una casa", publicado independientemente en 1958. Ha sido considerada como una de las principales integrantes del movimiento de poetisas hispanoamericanas del propio siglo, signado por las obras de Gabriela Mistral, Juana de Ibarbourou, Alfonsina Storni y Delmira Agostini. Los temas de amor le ofrecieron renombre por la personalidad de su acento íntimo. Véase el poema “Cementerio de barcos”.


Obra referencial: Loynaz, Dulce María: Poesía completa, prólogo de César López, Editorial Letras Cubanas, La Habana, 1993.

 

CEMENTERIO DE BARCOS

Echaron –no sé quién y no sé cuándo–
El ancla al mar en esta orilla incierta.

Soy un barco inmóvil,
y por tanto tiempo lo he sido
que he perdido
la memoria de rutas y de puertos,
la memoria de que una vez hendía el horizonte.

Ahora estoy aquí, quieto,
en un lugar desconocido,
sin otra compañía que otros barcos
inmóviles también o poco hundidos
en el agua aceitosa.

Padezco ya la lepra de los escaramujos,
la nostalgia del mar que era mi patria,
y hasta de lo que apenas conocí,
la tierra.

Se fueron ya los que por dentro
de mí, movíanse conmigo.

Estoy vacío, soy un barco muerto
o sólo vivo en esta dura,
pesada ancla que me amarra.


al légamo del fondo todavía.


subir

autores
    
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

fondo
fondo
                             INICIO     PRÓLOGO    AUTORES
cabezal
fondo
Edición: VIRGILIO LÓPEZ LEMUS / Diseño Web: YALIER PÉREZ MARÍN
© Cubaliteraria, 2001.